Comercio Exterior 2012 en España

El comercio exterior en España durante el 2012

martes, 02 de abril de 2013
El comercio exterior es un factor importantísimo actualmente en la economía de un país. La exportación e importación de productos entre países y continentes cada vez tiene más peso y es necesario para que la economía aumente y mejore.
Comercio Exterior 2012 en España

Durante el 2012 el PIB español disminuyó un 1,4%. Sin embargo el déficit comercial se redujo un 33,6% respecto al 2011 con un valor de 30.757,4 millones de euros gracias a las variaciones de las exportaciones y las importaciones.

En el 2012, las exportaciones de mercancías aumentaron un 3,8%, con 222.643,9 millones de euros. Además, los precios de estas exportaciones crecieron un 2% incrementando los beneficios.

Por su parte, las importaciones se situaron en los 253.401,2 millones de euros, lo que supuso una reducción del 2,8% en 2012, con unos precios que se vieron incrementados un 4,6%.

En los diferentes sectores, el sector del automóvil fue el que más redujo las exportaciones durante el 2012, seguido por las semifacturas no químicas y los bienes de consumo duradero.

En cuanto a las importaciones, los productos energéticos han sido el principal sector y el más perjudicado también ha sido el del automóvil.

Geográficamente, las exportaciones dirigidas a la Unión Europea disminuyeron un 1,3%, así como las ventas a la zona euro que retrocedieron el 2,7%. Sin embargo, la exportación de mercancías a los países de la UE no pertenecientes a la zona euro, aumentaron un 4,3%.

Las ventas exteriores a América del Norte, se incrementaron un 13,5% en el 2012; y a América Latina un 14,9%.

Las exportaciones que más aumentaron en el año 2012 fueron a África, con un incremento del 30,6%.

Las ventas a Asia (sin contar Oriente Medio) aumentaron un 14,3%, con significativos avances en China y Japón, con mejoras del 11,1% y del 11,5% respectivamente.

Finalmente las exportaciones a Oriente Medio se incrementaron un 7,3% en 2012.

En cuanto a las importaciones, las procedentes de la Unión Europea disminuyeron un 7,5%. Del mismo modo, las compras a países europeos no comunitarios retrocedieron un 0,5%.

Las importaciones de América del Norte cayeron un 6,4%. Por el contrario, las de América Latina fueron las más activas, con un aumento del 24,1%. África también aumentó sus ventas a España con un 18,5%.

Las compras procedentes de Asia (excluido Oriente Medio) también disminuyeron, un 5,6%, y más en concreto las de China (-5,4%) y Japón (-8,4%).